La Sección XVIII de la CNTE-Michoacán rechaza declaración patrimonial, considerándola una imposición oficial disfrazada desde su óptica, de buenos deseos.

Morelia, Michoacán. Manuel Téllez.- La Sección XVIII de la CNTE-Michoacán que dirige el maestro Gamaliel Guzmán Cruz, emite pronunciamiento de rechazo de su percepción de imposición de la declaración patrimonial, con la cual señalan que lejos de dar mensajes informativos, amenazan a los trabajadores de la educación, por lo que el magisterio centista exige que cesen los hostigamientos laborales, administrativos y salariales. A continuación su documento:

La Sección XVIII de la CNTE, Michoacán, rechaza las imposiciones oficiales, disfrazadas de buenos deseos.

Contrario a los planteamientos de inclusión y de democracia que exige sociedad en la actualidad y, particularmente, los miembros del movimiento social independiente, tanto el gobierno federal, como los de los Estados, han decidido mantener la inercia del comportamiento impositivo y punitivo que venían asumiendo los políticos practicantes del repudiado modelo neoliberal, para imponer la presentación de una declaración patrimonial, con datos que la autoridad ya conoce. Agregar que también incluye «intereses», por parte del trabajador, se hace con la intención de lograr apoyo social, porque toda la población reclama honestidad en el manejo de los recursos públicos, pero emboza las intenciones autoritarias, de supuestos gobiernos democráticos.

Abusando de la condición laboral y fiscal que tenemos como asalariados, derivada de nuestra relación con el Estado-patrón, y sin importarles las precisiones y rechazo generalizado a esta imposición, los gobernantes pretenden ejercer mayores controles sobre la clase trabajadora registrada en las nóminas oficiales.

La Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación, ha manifestado desde hace meses que rechaza esta imposición y exige que cesen los hostigamientos laborales, administrativos y salariales.

En un claro intento de difundir zozobra, confusión y división entre los trabajadores, se difunden mensajes que amenazan, más que informar, sobre los castigos que habría por no obedecer. Estos intentos oficiales, no tienen cabida ni eco en la Coordinadora.

En Michoacán, la Sección XVIII del magisterio centista ha manifestado y sostiene el rechazo a esta imposición, llamando a no prestarnos a la maniobra oficial, para que se reconozca nuestro derecho a la opinión y toma decisiones. Permitir imposiciones, es aceptar el autoritarismo.

Como centistas y defensores del derecho que tenemos como clase trabajadora, esta pretendida imposición nos convoca a la unidad y la organización, para resistir con fortaleza el nuevo vendaval oficialista, rechazando cualquier intento de contradicciones o divisionismo, originado por este o por cualquier otro asunto de interés para los trabajadores.

Unidos y organizados, ¡venceremos!

Sección XVIII de la CNTE, Michoacán.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s